La importancia de que tus hijos terminen su día con pensamientos positivos:


Llena a tus hijos de buenos pensamientos antes de que se vayan a dormir.

Antes de acostarlos o ya que estén en su cama:

* Pregúntales sobre su parte favorita del día; puede ser algo que les pasó en el colegio, un juego divertido que jugaron o simplemente algo que comieron y disfrutaron. Platiquen un rato sobre esos momentos y sobre cómo se sintieron.

* Felicítalo por algún logro que hayan tenido ese día o algo bueno que haya hecho. Poder felicitarlo es clave para mantenerlos motivados.

* Hablen sobre las cosas por las cuales están agradecidos. Esto les enseña a los niños a tener gratitud y ayuda a mantenerlos optimistas ante los retos que puedan enfrentar en el futuro.

Tu pequeño o pequeña se irá a dormir sintiéndose especial y querido. Habrás reforzado su autoestima y confianza y le habrás dado la oportunidad terminar bien su día, aun cuando por alguna situación, no haya sido tan bueno.

No dejes que nada te detenga de hacer de este ejercicio una rutina diaria. Te recomendamos hacerlo en familia para ayudar a reforzar su relación y la confianza que tienen en casa.

+ There are no comments

Add yours